sábado, 15 de agosto de 2015

¿Qué ocurre en el cuerpo cuando se deja de comer azúcar?

El azúcar es una de las sustancias más consumidas en todo el mundo y, por desgracia, una de las más peligrosas para la salud. A pesar de que su gusto sea agradable al paladar desde hace muchos siglos, su ingesta puede reducir a largo plazo la calidad de vida y ser la causa de muchos problemas de salud.

Hay que tener en cuenta que todos los azúcares no son similares. El tipo de azúcar que puede afectar gravemente a la salud es el azúcar blanco refinado. Este es el que encontramos en los supermercados, que está presente en el pan, en los platos preparados y transformados, en los pasteles y las galletas.

Las grandes industrias nos han acostumbrado a consumir azúcar en todo momento, e incluso a sentirnos dependientes. De hecho, podemos afirmar que es muy difícil eliminarlo totalmente del régimen alimenticio, porque está presente en muchos alimentos que forman parte de nuestra vida cotidiana.

Sin embargo, vale la pena conocer todoslos peligros del azúcar, con el fin de tener conciencia de que no es bueno para nuestro cuerpo y así comenzar a reconsiderar el régimen alimenticio para reducirlo al máximo.

Más energía

Primero que nada, los niveles energéticos mejoran. Muchas personas tienen la mala costumbre de consumir sodas azucaradas, bebidas energéticas u otro tipo de productos cargados de azúcar cuando sienten que tienen necesidad de recargar energía.

Sin embargo, muchos estudios han podido determinar que el exceso de azúcar en el organismo puede ser una de las causas de estas “bajadas de tensión” que pueden interrumpir nuestras actividades cotidianas. El consumo excesivo de azúcar bloquea la capacidad del cuerpo para mantener las reservas de energía al nivel más alto. Si reduces al máximo el consumo de azúcar, no se sufrirán estas “bajadas de tensión”.

Proteger el corazón

Reducir el consumo de azúcar reduce igualmente los riesgos de sufrir una crisis cardíaca, según una publicación del Journal of the American Heart Association, que revela los peligros del azúcar para la salud cardíaca.

Proteger del cáncer

Varios estudios en todo el mundo han demostrado que el azúcar es un alimento de las células cancerígenas. Así, reducir el consumo de azúcar puede prevenir diferentes tipos de cáncer y evitar que las células malignas se propaguen en el organismo.

Proteger el hígado

La fructosa y la glucosa en exceso pueden provocar un efecto tóxico en el hígado, efecto similar al que se produce cuando se consume mucho alcohol. Los expertos recomiendan una limpieza hepática periódica para reducir los riesgos de problemas de hígado por culpa del consumo de azúcar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Sin crisis la vida es rutina

Sin crisis no hay desafíos, sin desafíos la vida es una rutina, una lenta agonía. Damos lo mejor de nosotros cuando afrontamos desafíos. Es ...