sábado, 5 de diciembre de 2015

7 Razones contundentes para abrazar con más frecuencia

7 Razones contundentes para abrazar con más frecuencia

En el mundo moderno estamos expuestos al estrés y procuramos resistirlo de manera diferente. Una de las formas más sencillas y accesibles para todo el mundo son los abrazos. Las investigaciones científicas comprobaron que influyen en los seres humanos como componente relajante y nos hacen más felices.

7 motivos por los cuales debemos abrazarnos más seguido.

1. Levanta el ánimo.

Abrazar a alguien en el momento adecuado puede cambiar su día para bien y afectar de manera positiva su comportamiento. Al abrazar, compartimos buenas emociones y no sólo ayudamos a quien lo necesita, también nos cargamos de energía positiva.

2. Alivia el dolor.

Al abrazar, el organismo emite una hormona llamada oxitocina que ayuda al cuerpo de la mujer a aliviar la sensación de dolor durante el parto. Cuando las personas se abrazan, se olvidan de qué es lo que les causa dolor y se concentran en lo que sucede en el momento y en los lados positivos de la vida.

3. Reduce la presión arterial.

No sólo tu mente sino también todo tu cuerpo recibe un beneficio contundente de los abrazos. Al abrazar, los receptores ubicados en tu piel transmiten señales al cerebro a través de los nervios. El organismo se siente más protegido, el ritmo del corazón se regula y la presión arterial vuelve a la normalidad.

4. Corazón sano.

Las investigaciones demuestran que el ritmo cardíaco de las personas que evitan contactos con sus seres queridos o no los han visto durante mucho tiempo, aumenta a comparación de su estado normal. Mientras el corazón de las personas que abrazan con regularidad a sus amigos y familiares, al contrario, late de manera más calmada, lo cual aumenta sus oportunidades de tener una vida sana y feliz.

5. Levanta tu autoestima.

Los abrazos aumentan tu autoestima y la opinión de los demás se hace menos importante. Los miedos te empiezan a preocupar menos porque las personas que se abrazan ven la vida de manera más positiva. Este hecho científico se puede explicar con el siguiente ejemplo: cuando un niño abraza a su oso de peluche favorito, se calma instantáneamente y se siente más seguro. Es una reacción instintiva, incluso cuando no nos damos cuenta de esto, nos ayuda en la vida.

6. Desarrollo en armonía para los niños.

Los abrazos ayudan a los niños a crecer sanos y felices desde su infancia. Cuanto más apoyo emocional les proporcionemos a nuestros hijos, más estables psicológicamente serán en la edad adulta. Las investigaciones comprobaron que existe una conexión directa entre la cantidad de abrazos recibidos en la infancia y la capacidad que tienen como adultos para enfrentar situaciones de estrés. Abraza a tus hijos con más frecuencia, los beneficia a todos.

7. Sistema nervioso sano.

Los abrazos causan un efecto calmante, lo cual beneficia no sólo al corazón sino a todo el sistema nervioso en general. Al abrazarnos, relajamos los nervios y aliviamos el estrés que a menudo complica nuestra vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué es y cuáles son las causas de la inflación?

¿Qué es y cuáles son las causas de la inflación? La inflación es un fenómeno económico que genera que los precios de los bienes y servicios ...