Nuestro devocional de Febrero 3 del 2016

REGALO IMCOMPARABLE

“Porque la paga del pecado es muerte, más la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro” (Romanos 6:23)

PASAJE COMPLEMENTARIO: Juan 3:1-21

Cuando leemos el Manual de la Vida, la Biblia, que Dios nos dio un regalo que no tiene precio, como es la vida de su Hijo Jesucristo, necesariamente tenemos que pensar en el amor incomparable de Papá Dios, que entregó lo más precioso y amado, con el único fin de rescatarnos de la muerte eterna.

La vida eterna es una dádiva, un regalo el cual Dios espera que disfrutemos a plenitud. Se aplica a aquellos que creen en Jesucristo y lo reciben en su corazón como Señor y Salvador. A partir de ese instante, todo lo que es verdad acerca de Cristo, el Padre reconoce que es verdad acerca de nosotros. Debido a que Jesucristo satisfizo la demanda de justicia del Padre, el hombre, en el momento en que cree, es justificado. Esto quiere decir que somos redimidos de nuestros pecados y hechos justos delante de Dios. Recibimos el perdón y comenzamos a disfrutar de la libertad que nos da la seguridad en el amor de Dios y que nada nos puede separar de Él. Se produce la regeneración o nuevo nacimiento, que es una identificación total con Jesucristo, en unión perfecta con Él a través del Espíritu Santo, de tal forma que el creyente ahora es carne de su carne y hueso de sus huesos.

Algo extraordinario sucede respecto a la vida eterna: Cuando la persona cree en Jesucristo, queda incondicionalmente aceptado por Dios, y su salvación no está en peligro. Se produce entonces una vida, no de esfuerzo para ser aceptados por Él, sino de un constante reconocimiento y gratitud por esa aceptación divina.

HABLEMOS CON DIOS

“Padre amado gracias por permitirnos estar a Tu lado en este nuevo día, hoy comprendemos que nuestro llamado es a disfrutar de tan grandioso regalo, recibiendo a Cristo en nuestro corazón, cediéndole el trono de nuestras vidas y pidiéndole que haga de nosotros la persona que Él quiere que seamos. Hoy nos acercamos a Ti para pedirte que hagas esta hermosa obra en nosotros, que Cristo viva plenamente en y a través de nosotros para poder disfrutar así de la maravillosa vida eterna que es desde ahora y para siempre.” Amén

Comentarios

Entradas populares de este blog

“COMO SER LIBRE DE LAS ATADURAS” (Teoterapia)

Los propósitos de Dios son perfectos

¿Qué es y cuáles son las causas de la inflación?